„Si no se puede enseñar el amor, ¿se puede enseñar el odio?“

Última actualización 18 de Enero de 2019. Historia
George Steiner Foto
George Steiner21
escritor estadounidense (1929-2020) 1929 - 2020

Citas similares

Galileo Galilei Foto
River Phoenix Foto
Idries Shah Foto
John Locke Foto

„El trabajo del maestro no consiste tanto en enseñar todo lo aprendible, como en producir en el alumno amor y estima por el conocimiento.“

—  John Locke filósofo inglés 1632 - 1704

Fuente: Citado en Gamboa Mora, María Cristina; Yenny García Sandoval, Vicky Del Rosario Ahumada De La Rosa. Diseño de Ambientes de Enseñanza-Aprendizaje.: Consideraciones con base en la PNL y los estilos de aprendizaje. Editorial Universidad Nacional Abierta y a Distancia, 2017. ISBN 9789586516112, p. 109.

Martin Luther King Foto

„La oscuridad no puede conducirte fuera de la oscuridad;
sólo la luz puede hacer eso.
El odio no puede conducirte fuera del odio;
sólo el amor puede hacer eso.“

—  Martin Luther King líder del movimiento por los derechos civiles en los Estados Unidos de América 1929 - 1968

Variante: «La oscuridad no puede conducirte fuera de la oscuridad: sólo la luz puede hacer eso.
El odio no puede conducirte fuera del odio; sólo el amor puede hacer eso»

William Shakespeare Foto
Johann Wolfgang von Goethe Foto
Martin Luther King Foto
Jean Jaurès Foto

„No se enseña lo que se quiere; diría incluso que no se enseña lo que se sabe o lo que se cree saber: sólo se enseña y sólo se puede enseñar lo que se es.“

—  Jean Jaurès político francés 1859 - 1914

Fuente: El espíritu del socialismo, Idealismo y Materialismo en el concepto de la historia.

Oscar Wilde Foto
Immanuel Kant Foto
Charles Bukowski Foto
Nelson Mandela Foto
Idries Shah Foto
Paulo Coelho Foto

„Un niño siempre puede enseñar tres cosas a un adulto: a ponerse contento sin motivo, a estar siempre ocupado con algo y a saber exigir con todas sus fuerzas aquéllo que desea.“

—  Paulo Coelho escritor brasileño 1947

Variante: Un niño siempre puede enseñar tres cosas a un adulto: a ponerse contento sin motivo, a estar siempre ocupado con algo y a saber exigir con todas sus fuerzas aquello que desea.
Fuente: La Quinta Montaña (p. 181)

Michael Ende Foto

Temas relacionados